La educación es la política pública de mayor potencia para transformar la vida de las personas. La educación pública es la matriz de progreso social y de equidad en el acceso al saber que genera igualdad de oportunidades, desarrollo social, productivo y cultural de nuestra Nación.

 Sin embargo, existen indicadores que nos demuestran que es urgente una acción concreta para garantizar una mejora sistemática y sostenible en la educación argentina: los últimos resultados en las evaluaciones APRENDER nos alertan sobre el bajo nivel de preparación y aprendizaje de los jóvenes que están egresando de la escuela; solo 5 de cada 10 estudiantes logra egresar de la escuela pública secundaria. La desigualdad en nivel de aprendizaje en todo nuestro país, sumado a la transformación en el mundo del trabajo, en la economía, en la digitalización y en energías renovables, generan un desafío exponencial al sistema de formación de los recursos humanos de nuestra nación y eso se traduce a una imperiosa necesidad de planificar a largo plazo las demandas que tendrá nuestro sistema educativo.

 ¿Cómo vamos a formar a los estudiantes con las capacidades necesarias para el mundo, la vida social y el trabajo que los espera en 2026? ¿Cómo vamos a lograr que la escuela pública sea motor de erradicación de la desigualdad que crece año tras año en nuestro sistema educativo en todo el territorio nacional? ¿Cómo vamos a atender y acompañar a mejorar a las escuelas y alumnos más vulnerables en su aprendizaje? ¿Cómo logramos un sistema educativo dinámico, abierto a la innovación imperiosamente necesaria para transformar un modelo de aprendizaje del siglo XIX? ¿Cómo trabajamos para lograr sacar el mejor provecho a los fondos públicos destinados a la educación, para que en cada localidad del país, toda escuela pública sea una escuela de calidad en el aprendizaje y la enseñanza? ¿Con qué maestros enfrentamos los desafíos del futuro del aprendizaje, cómo invertimos y aprovechamos el impacto de las nuevas tecnologías, cómo logramos nuevas formas de enseñar? ¿Cómo llevamos a todo el sistema educativo a ser un sistema centrado en el aprendizaje de los estudiantes y lograr que todos cumplan su derecho constitucional a aprender, terminando la escolaridad obligatoria desde los 3 a los 18 años?

 Los niños y niñas que asisten hoy a sala de 3, egresarán en 2031. Para los 12.5 millones de estudiantes que hoy asisten a clases en todo el país, para los futuros egresados y sus familias y para el 1.2 millones de docentes argentinos, trabajamos este Plan MAESTR@.

Un plan que nació en el 2010, que retomamos y en trabajo con diversos actores del sistema educativo y de la sociedad en general, proponemos políticas, metas e indicadores concretos para dar respuesta a las preguntas mencionadas. Plan MAESTR@ es una propuesta que busca ser Ley para que Argentina trace el rumbo de la Política Educativa a recorrer por esta gestión y las que vendrán. Plan MAESTR@ nos une en el proyecto concreto de caminar hacia el futuro preparados. Para que los niños y niñas de sala de 3, hoy, sean ciudadanos plenos, alegres y capaces de cumplir sus sueños y los de toda la República Argentina.
 

Click para descargar el documento completo del Proyecto de Ley Plan Maestr@